fbpx

22 Abr 2021

Un soplo de optimismo para la geotermia, por Isabel Fernández

Dra Isabel Manuela Fernández Fuentes, EurGeol
Directora Ejecutiva de la Federación Europea de Geólogos (2002-2019)
Coordinadora del proyecto Geotrainet (2008-2011)
Coordinadora del proyecto CROWDTHERMAL (2019-2022)

Nos encontramos en un momento histórico, la transición energética ha llegado con un fuerte impulso europeo. En diciembre de 2019, la Unión Europea presentó su nuevo Pacto Verde Europeo. En septiembre de 2020, la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, presento al Parlamento Europeo el objetivo de convertir a Europa en “el primer continente climáticamente neutro para 2050” y en línea con dicho objetivo, la Comisión propuso aumentar la reducción de emisiones para 2030 del 32% al 55% como mínimo, con el apoyo del paquete de medidas “Fit for 55”. El Pacto Verde Europeo es la hoja de ruta para dotar a la UE de una economía sostenibleLa realización de este objetivo exigirá que transformemos los retos climáticos y medioambientales en oportunidades en todos los ámbitos políticos y que logremos una transición justa e integradora para todos.

Este escenario se vio gravemente en peligro a comienzos del año pasado, cuando nos vimos sacudidos por la pandemia del COVID-19. Sin embargo, el 17 de diciembre de 2020 se adoptó el próximo presupuesto a largo plazo de la UE, Plan de Recuperación, que será el mayor paquete de estímulo jamás financiado a través del presupuesto de la UE. La inversión de la UE para la recuperación hacia una economía y una sociedad verde y digital asciende a 1,81 billones de euros en los próximos siete años, diez veces mayor que el Plan Marshall para reconstruir Europa después de la Segunda Guerra Mundial (Presupuesto europeo, 2021- 2027). Dicho escenario nos da un soplo de optimismo a todos los que trabajamos en el sector de las energías renovables, ya que se esperan mejoras legislativas e inversiones que sin duda transformarán el sector, en particular la energía geotérmica.

España tiene un gran potencial de energía geotérmica, desde somera a profunda, sin embargo, sigue siendo desconocida para la mayor parte de la sociedad. El paquete  de medidas legislativas y económicas, “Fit for 55” para el 2030, revisará el sector energético de Europa, especialmente el mercado de la calefacción y la refrigeración, que está preparado para reducir  las emisiones de carbono. España, con una alta demanda energética de climatización en frio y calor, deberá hacer su transición a renovables en la próxima década. Las bombas de calor geotérmicas proporcionan la energía más eficiente y barata de Europa, ya que funcionan a temperatura subterránea constante, por lo que es una de las mejores opciones en renovables para climatización. De este modo, los objetivos europeos para 2030, junto con el potencial de la energía geotérmica en España, deberían ser definitivo para que la geotermia pase de ser desconocida a ser la solución en muchas edificios públicos y privados en España.

Otros de los problemas de la geotermia en España es la falta de confianza de los consumidores y la falta de formación especifica de los instaladores. En línea con la política del Plan de Recuperación europeo, 37% de las inversiones tienen que ser para transición verde, que será reflejado en el plan nacional. Por otro lado, la política europea de recuperación exige incluir medidas de formación profesional en nuevas competencias adaptadas a la transición digital y verde. La energía geotérmica cumple con los dos objetivos del Plan de Recuperación y ofrece grandes oportunidades para la creación de empleo y transición energética. En dicho contexto, GEOPLAT ha sido y sigue siendo un importante miembro de GEOTRANET, asociación europea creada con el objetivo de ayudar a garantizar instalaciones de alta calidad para un mercado sostenible de bombas de calor geotérmicas. Esto hace pensar que el binomio GEOPLAT – GEOTRAINET ocupará un importante papel para garantizar la formación de instaladores y como consecuencia el aumento de calidad de las instalaciones de energía geotérmica somera.

Termino con el reto de la aceptación social. CROWDTHERMAL es un proyecto europeo que tiene como objetivo empoderar a los ciudadanos para participar en los proyectos geotérmicos como co-financiadores. Estamos convencidos de que dicha participación contribuye a aumentar la confianza del consumidor en la tecnología geotérmica, pasando de ser consumidor a beneficiario. Este proyecto impulsa “Comunidades Energéticas Locales” en las que se incluye energía geotérmica. El proyecto apoya a la comunidad en establecer el modelo financiero mas apropiado que minimice el riesgo para la comunidad, con el fin de alcanzar un aumento de la confianza en el sector de la energía geotérmica.

Creo que en base a todo lo expuesto, junto con el entusiasmo y profesionalidad que nos caracteriza, en los próximos años veremos un gran impulso de la geotermia en España y Europa, y todo ello para el beneficio de nuestra sociedad.


biogeo